Es una de las mejores videntes de España sin gabinete en videncia telefónica y una de las mejores videntes de España en consulta presencial.

No me avergüenza decir que suelo llamar a líneas de tarot porque muchas personas lo ocultan como si fuese una inmoralidad o un pecado.

Soy psicóloga clínica, licenciada en la UCM y sé mejor que nadie lo que son los prejuicios, pues en España todavía se sigue creyendo que quienes acuden al psicólogo están locos. En USA, Europa y buena parte de América Latina sin embargo, es algo normal ya que a fin de cuentas somos terapeutas que equilibramos los desajustes emocionales y ayudamos a curar, como pueden serlo los fisioterapeutas. Como dijo un profesor en la universidad, somos médicos del alma.

Mis pacientes no dan crédito cuando comprueban que tengo una mente abierta y muchos me dicen que consultan a videntes con sonrojo, como si fuese un vicio extraño. Me gustaría aprovechar este testimonio para decir en primer lugar que las consultas de los psicólogos están llenas de gente cuerda y que los verdaderos y peligrosos locos andan por la calle.

Dicho esto, yo soy de las que creen que sí hay personas que pueden leer el futuro. Desde hace milenios e incluso hoy en día, personajes muy poderosos han recurrido a videntes, clarividentes, adivinos, etc. De hecho puedo decir que un importante empresario no sólo acude a terapia, también recurre a videntes. Igualmente, algunos miembros de la cúpula directiva de un grupo mediático también recurren a terapia y también recurren a videntes. Por mi experiencia, cuanto más poder se adquiere mayor es la creencia en el tarot. Antes o después, un 80% aproximadamente consultan con videntes. E igualmente, recurren a terapia para gestionar el estrés.

Sé que no debería dar estos datos pues pueden perjudicar mi credibilidad, pero si me atrevo a hacerlo es para que sepáis que acudir a videntes forma parte de la necesidad de saber, que es algo humano y completamente normal cuando nos sentimos inquietos y preocupados o ansiosos ante lo que ha de acontecer.

LEER TAMBIÉN...
VIDENTE REAL Y VIDENTE BUENA POR TELÉFONO

He llamado a videntes muy buenas, pero no por suerte sino porque me fijo en la información que proporcionan, en sus webs, en lo que transmiten. Obviamente hay de todo, igual que desafortunadamente existen malos psicólogos a los que les interesa tener a los pacientes durante años y hacerles dependientes.

Me reafirmo en el título que he escrito. Antía es una de las mejores videntes de España sin gabinete. Tuve la oportunidad de acudir a una consulta presencial con ella y, dejando a un lado el tarot telefónico, puedo aseverar que es una de las mejores videntes de España.

Parto de la base de que absolutamente nadie es capaz de predecir el futuro detalle a detalle, ya que aunque yo creo en el destino y así lo hemos comprobado en casos dramáticos (¿Por qué esas personas estaban allí en ese momento y otras no decidieron acudir o se les presentó un imponderable y se salvaron?),
todos poseemos el libre albedrío e inconscientemente creamos nuestro guión de vida para bien o par mal, por nuestras creencias, decisiones, complejos, etc. Pero también creo que en nuestro futuro existe un factor determinista y una predetestinación e incluyo un espacio para la serendipia.

Digo que Antía es una de les mejores videntes no simplemente por sus aciertos. También influye su método de leer el futuro, ya sea con cartas o con cualquier otra mancia. A ello se suma su capacidad para conectar con las personas. Es una conexión que se establece a un nivel muy sutil y psíquico. Y por último y no menos importante, es una persona extremadamente sensitiva, un don que se amplifica por su empatía.

Botón volver arriba